martes, 23 de abril de 2019

Reseña: Yo, Simon, Homo Sapiens

23:25 0 Comments
Título: Yo, Simon, Homo Sapiens
Autor: Becky Albertalli
Formato: Kindle Edition
Páginas: 187 (según mi edición)
Capítulos: 35 capítulos.
Goodreads | Amazon            

¿Qué serías capaz de hacer para proteger tu secreto mejor guardado?

Simon ha hecho lo impensable: ceder al chantaje de Martin. O Simon se las ingenia para que su amiga Abby salga con Martin o este… le hablará a todo el mundo de los correos electrónicos. De los correos electrónicos que Simon, escondido tras un seudónimo, intercambia con un tal Bluegreen, que es el chico más divertido, desconcertante y adorable que Simon ha conocido nunca. Y es que Simon, pese a su afición al teatro, prefiere no exponer a los focos su identidad sexual… al menos de momento. Sin embargo, seguirle la corriente a Martin no será la solución a sus problemas, sino más bien el comienzo de un enorme embrollo.

¿Qué hará Martin si no consigue conquistar a Abby?

¿Cómo reaccionará Abby si se entera del chantaje?

¿Qué pensará Bluegreen de Simon si la intimidad de ambos queda comprometida?

Y, la cuestión más importante:

¿Quién demonios es Bluegreen?

¡¡Esto puede contener spoilers!!
Pues bueno. No sé qué me llevó a leer este libro, pero lo hice, y no me arrepiento en lo absoluto.

Simon es un chico de 17 años, que está escondido en el armario. Mantiene intercambios de correo con un chico que conoció en la red social de Tumblr apodado Blue y que, como él, también es gay aunque no ha confesado su secreto. En los intercambios de mails, ambos se van enamorando. Pero un día, Martin Addison, un compañero de clases de Simon y también de su grupo de teatro, se entera de los mails y del secreto de Simon. A cambio de mantener oculto su sexualidad, Simon debe ayudar a Martin a conquistar una de las mejores amigas de Simon. ¿Se atreverá Simon a eso, o arriesgará no solo su secreto sino también el de Blue?

Debo decir que me tomó un tiempo adentrarme en la trama. Pero para cuando me di cuenta, el misterio de averiguar quién es Blue, de cómo Simon intenta maniobrar a Martin para que no suelte su secreto, los problemas de Simon como adolescente y las charlas que tiene con Blue a través de sus correos me envolvieron, no podía soltar el libro.

Simon es un chico adorable, más de una vez me sacó una carcajada, y sus amigos Leah, Nick y Abby -la chica de la que Martin está "enamorado"- aumentaron la diversión en este libro. Sin duda alguna, de sus amigos mi favorita fue Abby. Simon la conoce desde hace unos meses contrario a Nick y Leah que son casi sus mejores amigos de toda la vida, pero Abby tuvo un encanto tal que me agradó. Es lista, valiente, leal y cariñosa, muy contrario a Leah que a veces es algo egoísta y arisca, especialmente cuando ve a Nick embobado por Abby, cosa que nos deja en claro que a ella le gusta él, pero trata muy mal a Abby por eso. Leah no hizo mucho por ganarse mi afecto, a pesar de que a ella le gusta el yaoi y es un poco otaku como yo.
Nunca me sentí tan identificada con algo como en esta escena
Pero quien se lleva la cereza del pastel de mi odio es Martin. Qué personaje tan odioso, y seguro de que muchísimas veces quise pegarle un puñetazo en su maldita cara. Es un aprovechado, traicionero y ruín, la verdad que me gustó que Abby nunca le diera la oportunidad porque jamás hizo nada para merecerlo. Y metiche, además. Su disculpa al final del libro no me la creí, y solo aumentó mi desagrado por el personaje porque dio unas excusas tan patéticas, peor con lo que llegó a hacerle a Simon.

Personaje que amé con locura fue Blue. Es un niño adorable, encantador, un poco travieso y tan dulce, como Simon, me terminé enamorando de él. Algo que me gustó del libro fue que, junto a Simon, vas descartando personajes. Me sentí igual a cuando leía "Él, Diávolo", o "Nota que Estoy Aquí", pues tenemos esas pequeñas pistas que nos va dejando la autora sobre qué personaje se oculta tras el nickname de BlueGreen181. Me sentí bastante feliz de haber adivinado, y haber leído finalmente, aunque sea un poco, de cómo era la relación de Simon y Blue una vez que estuvieron frente a frente, de sus primeros besos, sus primeros gestos de cariños como novios, fue tan hermoso que me sentí derretir de amor.

Le tenía muy pocas expectativas a este libro, creía que me encontraría con algo tan juvenil que me aburriría, pero me llevé la sorpresa de que en verdad me ha encantado mucho, tanto que quise volver a leerlo. Te ríes a carcajadas con las referencias a Harry Potter de Simon, con las ocurrencias que se le ocurren, con sus momentos con sus amigos y con Blue. Sin duda es un libro que recomiendo ampliamente.


domingo, 14 de abril de 2019

Top Ten: Animes Favoritos

17:17 0 Comments


Hace mucho que no hago un top en el blog, y me decidí por uno de anime para variar. Como en otros tops, no comentaré mucho de qué trata cada anime sino que me dirigiré específicamente a por qué están en la lista o lo que opino de ellos.
Dado que es un top 10, he omitido 5 animes que formarían mi top 15, entre los cuales irían (en orden del 15 al 11): Mew Mew Power, Pretear, Youjo Senki, Fruits Basket y Sakura Card Captor.

¡Comencemos!

10- Re:Zero Kara Hajimeru Isakai Seikatsu
Este anime está acá por el sentimiento de amor-odio-obsesión que tengo por él. Fue muy afortunado. En verdad estuvo a punto de no estar en la lista, Ya debe tener como unos dos años desde que lo vi, y la primera vez no me gustó, me dejó un poco insatisfecha y hasta confundida, pero hubo algo en este anime que simplemente quiero verlo una y otra vez. Así que está aquí por una mención honorífica.
9- Oushitsu Kyoushi Haine
Este anime y el que le sigue están a la par, pues no supe cómo clasificarlos, pero me gustan por igual. Haine es un profesor que sin duda me hubiera gustado tener, tan apasionado y sabio, por no decir también adorable, que luchó duramente por ganarse a sus alumnos y volverlos príncipes aptos para su estatus. Fue uno de los pocos animes que lo vi mientras se seguía transmitiendo.
8- Planet Survival/Mujin Wakusei Survive
Planet Survival me trae bonitos recuerdos a mi adolescencia. Luego de ver los The Twelve Kingdoms, cuando ambos los transmitían en Animax, no me perdía capítulo alguno de él. Adoraba a Luna y cómo era su relación con el resto de los chicos, el ship de ella con Kaoru era de mis favoritos.
7- Junjou Romantica
Junjou Romantica fue uno de los primeros animes yaoi que vi, y que amé. Aunque también me disfruté Sekaiichi Hatsukoi, fue éste el que conquistó mi corazón. Usagi-san es mi seme predilecto, disfrutaba mucho su relación con Misaki, ¡y ni que decir de Hiro-san! No es el mejor de los animes yaoi, pero es uno de los clásicos en el género y predilectos para iniciar a cualquiera en el mismo.
6- Inuyasha
Y hablando de clásicos, éste es uno que no puede faltar. Le tengo un especial cariño a este debido al cómo lo conocí.
#StoryTime: Yo estaba en segundo o tercero de primaria, no conocía a nadie ahí. Apenas tenía uno o dos años tratando de hacer amigos pero era súper tímida para eso. En un arrebato de valentía, quise acercarme a una chica –que parecía casi como la “marimacha” del salón, siempre estaba con chicos y lucía un poco ruda. Quien diría que años después sería una de mis más dulces y queridas mejores amigas– que discutía con otros niños sobre una serie animada. Había escuchado de ese anime, y del canal donde lo transmitían, no recuerdo si para entonces lo veía, creo que no, el punto es que comencé a verlo, comencé a ver a Inuyasha porque quería hacerme amiga de ellos –no funcionó a la final, eran antipáticos, pero bueno, no va al cuento–. Y a partir de ahí,  cuando lo repitieron unos años después, me volví súper fan porque esta segunda vez lo vi mejor y por mi propio interés, no para gustarle a alguien, ¡Wuo! No me perdía ni un capítulo, y hasta mi madre la veía conmigo (ella se disfrutó sus animes en sus momentos. Fue la que me inculcó amor por Candy Candy, mi anime de la infancia junto a Heidi).
En resumen, tengo muy lindos recuerdos de este anime, quien fue la razón de que naciera mi primer OC, Haiyoshi, del cual en algún momento les hablaré…
5- Clannad & Clannad: After Story
Este fue uno de los animes que más me hizo llorar como magdalena, en especial la segunda temporada, After Story. Narissa es uno de los personajes más adorables que he tenido la gracia de conocer, y no hay duda de que este es un anime que va para todo el mundo. Es dulce, hermoso, encantador, conmovedor, y porta tantos mensajes de amistad, de familia, de amor, tantos valores que merece ser visto.
4- Fullmetal Alchemist
FMA es el más especial para mí. Formó parte de una época importante en mi vida, gracias a él tengo recuerdos tan gratos, tiene una historia espectacular y ni que decir de los personajes. Como Inuyasha, tiene una anécdota muy… peculiar de la forma en la que le conocí.
#StoryTime: Tengo un tío que, por aquel entonces, portaba un PS2, y estaban de moda. Cuando él no estaba, yo me metía a su cuarto a jugar a escondidas con los juegos que tenía. Entre esos estaba el de Fullmetal Alchemist and the Broken Angel (mi favorito EVER de FMA). Yo no conocía para nada FMA, pero jugaba el juego porque era bastante interactivo. Como el jugador maneja a Edward… yo era tan lerda en esa época que pensaba que Ed era una chica…
Sí, lo sé, ¡cómo podría imaginar eso! Pero les juro que, hasta que no vi el anime un año después cuando lo transmitían por Animax, no me había percatado que se trataba de un chico.
El punto es que… no cambiaría a FMA ni los recuerdos que construyó en mi vida por nada del mundo. Y ojo, no he visto la Brotherhood. Sí, sí, dishonor to my cow, pero soy muy leal a la primera versión, es demasiado especial para mí no puedo solamente hacerme a la idea de la otra. Algún día la veré, tranquilos.
3- Full Moon wo Sagashite
No recuerdo cómo di con este anime, PERO LO AMÉ. Entramos a la última fase, a los tres reyes del top, y Full Moon no podía faltar.
La historia de Mitsuki, una niña con cáncer de garganta que sueña con ser cantante y se encuentra con dos ángeles de la muerte que le dicen que va a morir, y, a partir de ahí, ella hace de todo por tratar de cumplir su sueño, es uno de los animes con un mensaje de superación más hermosos que he visto nunca. Mitsuki hace todo con tal de cumplir su sueño para ser escuchada, para que la persona que ama y de la que fue separada la oiga. Y la relación que forma con estos dos ángeles, shinigamis, especialmente la sentimental que tiene con Takuto, uno de ellos, es uno de los romances más encantadores y de mis favoritos en el anime.
Fangirleaba muchísimo con los momentos de Mitsuki y Takuto, con las pocas escenas de celos de él, con la preocupación de Takuto hacia ella. Takuto incluso entraría en mi lista de boylovers del anime favoritos. Y ni que decir de las canciones. Yo detesto los musicales, paso Disney porque es Disney, pero todas las canciones de este anime las amo con mi corazón. Eternal Snow es mi himno junto a Fake Love (de BTS).
2- Makai Ouji: Devils and Realist
No voy a decir nada aquí cuando ya expresé todo lo que sentí con este anime en la reseña. Solo comentaré que, aunque odio los anime con fanservice, no me arrepiento de haberlo visto. Y digan conmigo: ¡maldita sea el final del capítulo 12!
1- Steins;Gate
Este tiene uno de los puntajes más altos en MyAnimeList, proclamándose como uno de los mejores en su año y en toda la página. La vez que lo vi, simplemente no podía parar. Trama el tema de los viajes en el tiempo, de cómo la alteración de pequeñas situaciones pueden a su vez alterar el futuro, volviéndolo algo completamente diferente. Además, tenemos a su vez un misterio que resolver, un asesinato, y a cada capítulo, nos va metiendo más y más en la trama que para cuando nos damos cuenta, no queremos dejar de verlo. Es sumamente adictivo.
Lo mejor es que maneja teorías científicas, lo cual lo vuelve mucho más impresionante e interesante. Lo mejor es verlo sin saber mucho de él. Pero si han visto Boku Dake, da para lo mismo, pero MUCHO mejor (razón por la cual Boku Dake no está aquí).


Esos han sido mis 10 animes favoritos, esos los cuales yo quería ver una y otra vez. Les invito a unirse a MyAnimeList. Es muy parecido a Goodreads, con la diferencia que está dirigido a animes y mangas. Pueden unirse y agregarme con este link. También, haciendo clic aquí podrán ver qué otros animes he visto.
Y ustedes, ¿qué animes vieron? ¿Conocen alguno de estos? Sí o sí debieron haber visto FMA, Inuyasha o Clannad, si no, ¿qué coño están esperando para hacerlo?

¡Nos vemos!

PD: Ya recordé como conocí Full Moon wo Sagashite. Veía un vídeo de transformaciones de magicals girls en Youtube, y entre esos estaba el de Mitsuki. Lo busqué, me vi algunos capítulos y quedé clavada con el anime de inmediato. Muchas gracias, AMV de mahou-shojos :v

viernes, 12 de abril de 2019

Anime| Makai Ouji: Devils and Realist [Reseña]

15:46 0 Comments

Título: Makai Ouji: Devils and Realist
Mangaka: Madoka Takadono
Formato: Anime
Capítulos: 12 capítulos.

William es el hijo de una familia de aristócratas dotado de una inteligencia excepcional. Un día, después de que su tío se arruine tras un negocio fallido y temiendo que el buen nombre de su familia quedase manchado, William decide volver a su hogar para buscar junto al mayordomo algo que pueda vender y así obtener liquidez. Gracias a esa búsqueda por las dependencias familiares, ambos encuentran una habitación subterránea olvidada que alberga un sello mágico, gracias al cual William invoca sin proponérselo a un demonio. Éste, que se presenta como Dantalion, le revela al joven que tiene la capacidad de poder elegir al gobernante del mundo de los demonios.


Esta es la primera reseña que hago de un anime. No sé cómo vaya a salir, pero necesito sacar todo lo que llevo en mi alma y en mi corazón y creo que es una buena adquisición para el blog.

Nos situamos en la Inglaterra del siglo XIX (19°). William Twinning es el joven heredero de la Ancestral Casa de los Black, de la ilustre familia Twinning. Huérfano, criado por su mayordomo, bajo la tutela de su tío, está dotado de una gran inteligencia, no cree en Dios, ángeles o demonios, ningún misticismo, y es el primero en su clase. Un día, al visitar su hogar, se entera de que su familia quebró. Desesperado por encontrar algo para poder pagar la matrícula de su escuela, pues cree que el estudio le ayudará a obtener grandes puestos a futuro que mejoren la economía de su familia, encuentra un pasaje en el sótano que le lleva a una puerta cerrada. Al abrirla con brusquedad, encuentra un pentagrama que se activa mágicamente con la sangre que brota de una herida en su mano. De allí resurge un demonio que se hace llamar Dantalion, Gran Duque del Infierno y uno de los candidatos al puesto de Rey Emperador. William se entera de que él es el único capaz de escoger al siguiente Rey pues es el Elector, descendiente del rey Salomon, quien fue una vez amigo íntimo de Lucifer, el actual Rey, quien cayó en un sueño profundo del que no parece despertar alguna vez. William será acosado por los otros candidatos a rey con el fin de que él escoja al sucesor de Lucifer.


Esta vaina tiene fanservice por demás (por fanservice me refiero a que, el anime es un josei, pero tienen muchas insinuaciones yaoi o en su defecto, shonen-ai) y yo odio los animes así. Pero ver esto fue parte de un reto y tuve que cumplirlo. [Mi hermana y yo nos retamos: yo la haría leer una serie de libros, y ella me haría ver varios animes. En casa, yo soy la literata, ella la otaku]. Sigamos.
Me vi este anime en una noche. En verdad, empecé desde las 8-9pm a la 1am. Vi el primer capítulo, y me pareció simplón, pero me causó risa. El protagonista es ateo, me agradaba, y luego ocurren una serie de situaciones con los demonios cuando por fin aparecen que se me hacían hasta ridículas y no creí que me iba a gustar. En verdad estaba tentada a la idea de que lo iba a dejar cuando tuviera que parar para ir a dormir
entonces vi el segundo capítulo, el tercero, el quinto, el octavo, el décimo, ¡LOS ÚLTIMOS DOS CAPÍTULOS!
No sé en qué momento esta vaina me ancló y fue como si dijera: “¡DE ESTA MIERDA NO TE MUEVES HASTA QUE LO TERMINES!”. Ahora véanme aquí. Alabando y maldiciendo a la mangaka y al grupo de la productora por el anime y por ese maldito jodido final que tuvo.
William Twining fue un personaje que me cayó bien de inmediato. Supe de una crítica hecha al manga que la personalidad tan egocéntrica y, según ellos, “narcisista”, no resultaba agradable. Pero, a mí me encantó mucho. Porque, a pesar de que está casi todo el tiempo engalanándose por su gran intelecto y siempre tiene que dar una excusa científica a las cosas místicas o demoníacas, William se preocupa por las personas que ama. Su mayordomo, por ejemplo, Kevin Cecil, quien luego se hace cargo de la iglesia como nuevo sacerdote. En los primeros días de Kevin como sacerdote de la escuela, es un poco frío y evita a William, lo que hace sentir a éste un poco miserable. ¿Qué ha pasado, por qué ese cambio? Aunque luego nos enteramos de las razones, nada grave en realidad, y todo vuelve a la normalidad, se ve el cambio en William: está más alegre. Y aunque él no crea en demonios, muestra preocupación hacia Dantalion, Sytry, Camio; William es humano, y tiene virtudes y defectos que yo sí pude apreciar y me hicieron amar a este personaje.
Además está el misterio de él como Elector, como descendiente y reencarnación de Salomon. Creo que ese, aparte del jodido fanservice, fue otras de las razones por las que me encantó el anime. Salomon fue un hombre sabio, quien fue bendecido por Dios y guiado por el arcángel Uriel para reunir una serie de demonios, sus pilares, y con eso castigarlos, llevarlos devuelta al cielo. Pero él se encariñó con estas criaturas, y acabó recibiendo la muerte de parte de uno de ellos por su propia petición.

Lo dijo mi hermana, lo dijo William: en este anime, los verdaderos demonios son los ángeles. Porque debo admitirlo, específicamente hacia el arcángel Miguel, son una verdadera mierda. Todos excepto Uriel. Si bien en el pasado castigó duramente a Salomon, en esta vida más bien protege a William y mejor ni les digo de qué forma.

Hablando de demonios ahora.

Tenemos a Camio. Gran general demonio y pilar número 53, tiene además 30 ejercitos de demonios bajo su mando. Luego de la muerte de Salomon, Camio vivió solitariamente por varios siglos hasta que se topó con una humana, un par de años después de los acontecimientos con William, del que se enamoró. Su historia forma parte de uno de los primeros capítulos en la serie, y debo decir que fue muy sentimental. Aun siendo uno de los contrincantes para el puesto de rey, Camio jamás dijo o exigió a William que lo escogiera. Era el único de los pilares mostrados en el anime que parecía ajeno a la competencia, algo que le dio atractivo, misterio y autonomía.

Luego está Sytry. Vizconde y príncipe del Infierno, pilar número 12 y protegido de Balberith, Gran Duque del Oeste. Balberith toma a Sytry como su muñeca personal, es un poco sádico y abusa de él psicológicamente. Yo imagino que también de forma física aunque nunca se nos muestra en pantalla. Pero eso no mengua la personalidad dulce, a veces explosiva, de Sytry. Es tan delicado como una chica, ama todo tipo de golosinas y siempre se le ve comiendo algo dulce, particularmente galletas. Sytry sí es uno de los demonios que exige a William ser escogido, también pelea constantemente con Dantalion. Dado que, por una excepción, no hay personajes femeninos en este anime, Sytry es como el reemplazo al mismo, pero sigue siendo chico. Me encariñé mucho con él y me da dolor lo que sufre en manos de Balberith, además de los pequeños vistazos de como de cariñosa era su relación con Salomon.

Gilles de Rais no es uno de los pilares, llegó al infierno muchos años después de la muerte de Salomon, y es un nephilim, un demonio que aún posee aspectos humanos. Estuvo enamorado de la conocida Juana de Arco, sigue enamorado de ella a pesar de que ahora forma parte de “las marionetas del Cielo”. Gilles es más bien un demonio muy inestable. A veces tiene control sobre sí, pero es como una bomba que estalla, más cuando es provocado intencionalmente por Dantalion. Tiene su primera aparición en el primer episodio.

Luego tenemos a los Grandes Duques del Infierno: Astaroth, Balberith, Belcebú y Samael. Duques del Sur, Oeste, Norte y Este, respectivamente. No forman parte de los pilares de Salomon, pero algunos de ellos excepto Samael, pues es leal a Lucifer han elegido candidato para el puesto de rey (Astaroth a Dantalion, Balberith a Sytry y Belcebú a Camio). Y también debo destacar que todos estos son hombres, todos menos Astaroth, quien es mujer y además fue pareja de Belcebú.
Sí. ASTAROTH ES MUJER. Yo también quedé en shock al saberlo. Pero bueno, son demonios.

Y dejé para lo mejor al más importante: Dantalion.
Ah, sí supieran el ship que tengo entre Dantalion con Wlliam-alias-Salomon, o Salomon-alias-William. Dantalion es el Gran Duque del Infierno, el primer pilar de Salomon aunque ocupa el número 71, y fue uno de los más cercanos a Salomon. Además, tuvo que ver directamente con la muerte de Salomon, algo de lo que interiormente Dantalion se culpa. Eso, debido a que él puede entrar en un estado de poder tan intenso que no es plenamente consciente de ello y puede provocar que todo a su paso sea mortalmente destruido, incluido humanos. Eso es algo que vemos en el primer capítulo en su batalla con Giles de Rais, hasta que una orden directa de William, sin este planearlo, desvanece los poderes de ambos demonios y saca a Dantalion de este estado (¿recuerdan cuando Inuyasha entra en ese estado de demonio completo hasta que la misma Kagome lo ayuda a volver a la normalidad? Pos algo así. En verdad fue la primera comparación que se me vino a la cabeza cuando vi eso en el anime y lo cual sirvió para aumentar mi ship, por desgracia).
Dantalion es un demonio un poco arrogante, atlético, poderoso, es uno de los favoritos de Lucifer. Pero cuando se trata de William, es muy observador, a veces tienen discusiones, también es protector y no creo que se trate porque William es el Elector, sino también porque durante los capítulos se va encariñando con él de la misma forma que se encariñó con Salomon. Dantalion es un nephilim, porta aún sentimientos humanos, y sin embargo ha hecho terribles cosas de las que, en varias ocasiones, no parece querer que se sepan. ¿Por arrepentimiento? ¿Por qué lo ve innecesario? ¿Por qué no quiere que William sepa y eso afecte en su decisión final? No lo sé. Pero Dantalion es un personaje tan complejo, tan interesante, que me fascinó completamente, y más en cada momento que aparece justamente para salvar a William.


SPOILERS
EL GRAN FINALE Y CÓMO ME SENTÍ TIMADA.

No pensaba decir esto en la reseña, pero necesito sacar esto, ¡necesito hacer otro diario de una divaza frustrada porque es que ya me cansé, marica! ¡Porque es que si uno no drena la arrechera uno explota, marica!
(Los que vieron este vídeo de La Divaza, entenderán)

¿Cómo empezar con esto?
Hay un anillo que perteneció a Salomon y fue un regalo de Dios, algo que le otorga toda su sabiduría. William cree que ese anillo es una reliquia familiar y, no es hasta los últimos capítulos que lo recupera de parte de su mayordomo, Kevin. Dado que Miguel está haciendo desastres (quiere darle el éxtasis a William, algo que le quitaría su personalidad humana y lo volvería un peón del Cielo como lo es Juana de Arco, pero no se puede porque además William no cree en nada de eso, lo que deja como última instancia matarlo), los demonios deciden llevarse al Elector al infierno para protegerlo. Pero allí suceden un par de situaciones que provoca que a William se le caiga el Anillo de Salomon (que de por sí daría un inmenso poder a los demonios por ser un regalo del mismo Dios), así que deciden matar a William para hacerse con el anillo y el alma de Salomon.
William se coloca el anillo. Se encendió la mecha. Y todo explotó.
Al William colocarse el anillo, el alma de Salomon reaccionó, reviviendo, gobernando el cuerpo de William y, por lo tanto, ejerciendo su poder sagrado, su control, sobre cada uno de los demonios. Salomon, porque ya no es William, pretende castigar, casi purificar, cada demonio que ose atacarlo con el fin de quitarle el anillo. Entre ellos, Balberith, quien prácticamente inició la revuelta. Ahora, desde abajo les ven los demás principales, Sytry, Camio, Astaroth, hasta el mismo Giles de Rais. Y Dantalion. Éste, en un intento por hacer que William regrese, se acerca a Salomon para quitarle el anillo. Y casi lo logra hasta que Salomon le mira y le dice las cinco, 5 palabras que destruyeron mi corazón hasta hacerlo añicos y que casi me hizo gritar a las 12, casi 1, de la mañana.
“Y tú ¿Quién eres tú?”
OLVIDÓ A DANTALION.
LO OLVIDÓ. SALOMON OLVIDÓ A DANTALION.
¡NOOOOOOOOOOOO!
¡En verdad, no sabía qué hacer con mi existencia en ese momento! ¡Morí, reviví, volví a morir y volví a revivir porque necesitaba respuestas! ¿Por qué lo olvidó? ¡Era uno de sus pilares! ¿Por qué Dantalion podía tocar el anillo? ¡¿POR QUÉ CARAJOS LO OLVIDÓ?!
Con un poco más de calma, traté de pensar que se debía al hecho de que fue Dantalion quien le arrebató la vida, algo que también explicaría el hecho de que el mismo William no tuviera recuerdos aislados o no quisiera reconocer de forma inconsciente a Dantalion como sucedía con los demás demonios. Pero aun así, el ver la forma en como Salomon, SALOMON, atacaba a Dantalion, el peligro en que Dantalion muriera pues Salomon tenía el poder suficiente para purificarlo, para matarlo, ese doceavo capítulo, porque ya esto ocurre en el ÚLTIMO CAPÍTULO, se sintió tan terrible para mi corazón como la supuesta muerte de Loki en Infinity War (¡Que Loki sigue vivo! ¡Es el Dios del Engaño!)
Cuando Dantalion le grita a Salomon que él no es Salomon, sino William Twinning, el cómo Dantalion le exige que vuelva a ser quien es, y vemos que a su vez, sucede algo más en el infierno y suena esa jodida música épica de fondo que le da más drama la escena; el cómo se muestra que Lucifer despertó y eso permite que Salomon deje a Dantalion quitarle el anillo, deje que William vuelva, diga “Te lo regresaré
Y cuando William cae desmayado en brazos de Dantalion cuando éste le quita el anillo.
¡AAAAAH!
Yo, yo, yo en verdad necesité que esto fuera yaoi
Todo eso me fue tan insatisfecho.
NO, ESPERENSE, LO QUE SÍ FUE INSATISFECHO FUE EL JODIDO FINAL.
Cuando William despierta, pasan días y se da cuenta de que nadie en su escuela recuerda a los demonios (que se habían hecho pasar por estudiantes). Nadie recuerda a Camio, a Sytry, ni siquiera a Dantalion. Entonces, William va con Kevin y le pregunta si los demonios existen, hasta que se da cuenta de que es una pregunta muy impropia de alguien que siempre ha dicho que nada de eso existe. Sale de la iglesia, camina directo a la escuela, y al tropezarse, se le cae el anillo que rueda hasta chocar con un par de zapatos. Nunca nos muestran más allá de los zapatos (pero el espectador sospecha, SABE, LO SABE PERFECTAMENTE, que es Dantalion), pero este desconocido recoge el anillo y se lo tiende a William, quien solo lo mira sorprendido.
Y ahí acaba el capítulo.
O sea
¿Qué. Mierda. De. Final. Fue. Ese?
Se sintió como cuando te cortan bruscamente una escena. Ni siquiera es un final abierto que igual sería una mierda. Busqué a mi hermana esperando que hubiera un ova, una continuación, una película, ¡LO QUE SEA PERO QUE NO ME DEJARA CON ESE FINAL!
Literal, para alguien que no leyó el manga (como es mi caso), con esto hacen que SÍ O SÍ tengan que leerlo para por lo menos entender y buscar un final decente. Porque les juro que este final Si pretendía ser así bajo la idea de que habría una segunda temporada ¡¿ENTONCES DÓNDE COÑO ESTÁ?! ¡HAN PASADO 6 AÑOS DESDE QUE SALIÓ AL AIRE ESTE ANIME!
Amé el anime en verdad, pero ODIÉ profundamente ese final. No me dieron mi verdadero reencuentro entre William y Dantalion, así sea que acabaran como amigos y no como amantes.
Digo, soñar no cuesta nada.
Ese final fue como un plato de pan y agua. Ni siquiera un poco de mantequilla que pudieron untarle para suavizarlo.

En fin. ¿Recomiendo el anime? SÍ. JODIDAMENTE SÍ. SÍ. SÍ. SÍ.
¿Shippeo a Dantalion con William? SÍ. JODIDAMENTE SÍ. SÍ. SÍ. SÍ.
¿Me hubiera gustado un beso ente William y Dantalion? SÍ. JODIDAMENTE SÍ. SÍ. SÍ. SÍ.
¿Te arrepientes de ver el anime? No. Jodidamente no.

Tengo ganas de verlo de nuevo, en especial cada pequeño momento Dantalliam u los últimos dos capítulos. Sí, que el final fue una mierda, pero esas épicas escenas cuando por fin revive Salomon, ganaron mi corazón.
¡¿¿Tanto costaba algo así en el anime??!

9/10